Rita&Luca Films

Volver al listado
Rita&Luca Films

 Rita&Luca Films es un pequeño sello de distribución de películas para niños y niñas. Buscan por el mundo un cine infantil independiente y de calidad para llevarlo al público español. Detrás de Rita & Luca Films se encuentra MODIband, entidad cultural con 20 años de historia impulsora de proyectos de reconocido prestigio como Sala Montjuïc y Mi Primer Festival de Cine. No son una distribuidora convencional, ya que provienen del sector cultural y de la gestión de festivales. Tras años programando Mi Primer Festival de Cine detectaron la necesidad de intentar distribuir de una forma más estable un tipo de cine que circulara por festivales.

 

¿Qué características comunes tienen las películas de vuestro catálogo y cuál vuestro criterio para incluirlas?

 Primero necesitamos que nos gusten a nosotras, al equipo de selección y de trabajo de Rita&Luca Films. La mayoría somos madres y siempre nos preguntamos: ¿a mi me gustaría ver esta película con mi hijo?, ¿la disfrutaría yo también? Si la respuesta es sí, ¡ya tenemos medio trabajo hecho! En general nuestra línea busca películas que reúnan calidad artística y pedagógica. Y sobre todo que representen miradas diferentes , en forma y contenido, en comparación con la oferta de películas infantiles y familiares mainstream. Creemos que existen películas comerciales de gran calidad, pero la cultura es diversa y posee riqueza creativa y artística en todas las sociedades y hay que acercarla a las personas. Nuestro catálogo se define también por la alta presencia de programas de cortometrajes, agrupados bajo un mismo hilo temático o conductor. Muchas veces elegimos un corto central y luego otros más breves que lo acompañan. Lo singular de estos programas (muy habituales en festivales) es que ¡hemos conseguido estrenarlos en salas de cine! Y también circulan por plataformas VOD, DVD en bibliotecas, circuito non-theatrical..., y por lo tanto acaban teniendo una difusión en el territorio español bastante significativa. Los programas de cortos encajan muy bien con un público preescolar, de 2 a 4 años, cuyos padres buscan primeras experiencias con películas adecuadas a su edad.

 

Hay escasa presencia de cine español en vuestro catálogo, ¿por qué? ¿Cuál es la situación del cine infantil en España?

 La producción en nuestro país dirigida al público infantil, es muy baja, tanto en largos como en cortos. Y cuando la hay tienen más tendencia a imitar modelos existentes de animación comercial que a tener una voz propia y singular. Es curioso porque en animación para adultos sí hay producciones de autor potentes en los últimos años, pero en cambio para niños el volumen es pobre y sin mucha personalidad. De vez en cuando salen cortos de stop-motion que no hemos dudado en adquirir (Grand Prix, o El cocodrilo no me da miedo de Ana Solanas y Marc Riba, o Matilda de Irene Iborra y Edu Puertas) pero luego pasan dos años sin que veamos nada interesante. En largos sólo hay que observar las nominaciones a los Goya por ejemplo. En 2021 sólo hay una: La gallina turuleca, una película sin mucho atractivo bajo mi punto de vista.

 

¿Qué países destacan en su producción de cine infantil?

 Además de Estados Unidos claro, y de Japón con sus animes, destaca Francia, con un volumen de producción y un mercado propio muy admirables, además con películas de autor, más personales y un tipo de animación diferente a los códigos 3D actuales… Es un mercado muy sostenible. No sólo se apoya la formación, las escuelas, la producción, sino también la exhibición. Francia ha cuidado a lo largo de décadas a sus salas de cine, cuenta con una red de cines de barrio y de pequeñas ciudades muy extenso (¡casi 1000 salas!) qué son las que luego apuestan por estrenar sus películas de “arte y ensayo”. Y lo interesante es que estas salas se llenan de niños y familias, no son salas subvencionadas vacías, sino que todo el circuito funciona y se retroalimenta.

En cuanto a cortos por ejemplo hay países como Rusia, Chequia o Suiza que tienen ciertas escuelas y productoras que cada año nos dejan auténticas perlas de animación infantiles.

 

¿Cuáles son las citas imprescindibles del cine infantil en el mundo?

En el cine de animación está el festival de Annecy, aunque no es específicamente para niños. Existen festivales de cortometrajes, como el de Clermont-Ferrand, que incluyen programas infantiles y juveniles de cortos. Y también los mercados como el Cartoon Forum donde se presentan nuevos proyectos o proyectos en fases de producción. Nosotras empezamos con Mi Primer Festival de cine inspiradas por una cita parisina llamada “Mon premier festival”.

Después está el gran festival de cine infantil y juvenil de Zlin.

 

¿Hay algún ejemplo de trayectoria de éxito en vuestro catálogo?

Nuestra primera película en Rita&Luca Films fue O menino e o mundo de Ale Abreu y para nosotras un caso de éxito. Ya hace 5 años que la tenemos y no deja de dar sus frutos. Fue una película que en salas conseguimos estrenar en pocos cines pero que obtuvo mucho éxito en cineclubes, filmotecas, en el VOD… Lo mismo por ejemplo con La rebelión de los cuentos, adaptación de Roald Dahl que no para de programarse.

Son películas que igual llegan a unos 2000 espectadores en las salas de cine, pero luego acumulan público mes a mes en el resto de circuitos hasta llegar hoy a los 50.000 espectadores.

 

¿Cómo es vuestro material didáctico?

Para cada película o programa de cortos elaboramos un material didáctico abierto y gratuito para nuestro público familiar, y después para según qué películas elaboramos materiales más de tipo escolar para trabajar en la escuela con mayor profundidad. La finalidad es acercar las obras y sus autores a los niños, y que mediante los juegos y las actividades aprendan a disfrutarlas más, o a reflexionar también sobre lo que nos cuentan. Fomentar el espíritu crítico cuando hablamos de lenguaje audiovisual también nos parece un objetivo muy importante.

 

Recientemente habéis creado vuestro propio canal online

Nuestro canal online es un proyecto que lanzamos justo con el confinamiento y que está costando mucho arrancar y que funcione. Sí fue un éxito el consumo de nuestras películas en Filmin, que han conseguido llegar a más de 300.000 espectadores, algo excepcional para nosotras. Es muy difícil crear un canal propio que funcione si no inviertes en difusión.

 

Y para acabar...

Cada año que pasa conseguimos llegar a más lugares con la complicidad de muchos agentes que creen en el cine de Rita&Luca. Constatamos que hay un público mucho más grande del que tenemos actualmente, que tiene ganas de ver cine para niños de calidad, más diverso, más plural...pero hay que sembrar mucho y hacer un trabajo de hormiguita considerable. Deberíamos fijarnos en aquellos países con más tradición que nosotros y aprender de ellos para presionar a las administraciones públicas y que se lo tomen en serio. 


Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y obtener datos estadísticos de la misma. Si continúas navegando consideramos que aceptas el uso de cookies. Aceptar Más información